la tapa

la tapa

martes

Ailia





CAP. II  

    Un hermoso cielo gris cubría la ciudad, que descansaba así de la insistencia del azul claro de los días anteriores, mientras  una fina lluvia fría con olor dulzón empezaba a desprenderse de la panza grisácea. Pero Ailia, desde su sótano, estaba al margen de estos cambios de colores. Y allí siguió, al margen, apilando las cuartillas que la fotocopiadora vomitaba sin parar. Con un cigarrillo en la oreja y un bonito vestido rojo que su bata color del cielo de esa tarde apenas dejaba asomar por los puños y el esbelto cuello, con sus zapatos de charol negro y tacón de alfiler en el armario y sus zuecos suecos en los pies.
Había tirado el primer diezmillar de cuartillas impresas cuando llegó Cur: una amplia bisonrisa iluminó sus rostros. Se contaron cosas y al cabo de un rato, mediano, salieron a la calle donde el cielo mostraba ahora un amarillo azufrado que Ailia miró con ojos de otro tiempo y Cur no, ya que nunca separaba la vista de un complicado plano horizontal, con lo que conseguía cierta personalidad y una indiscutible fijación. Algo muy útil, por otra parte, para que sus fotografías no salieran movidas.

 Llegaron al centro tras un corto paseo y una vez allí caminaron algo más para alejarse hacia los laterales. Tras un breve intercambio de impresiones tomaron por una acera ondulada salpicada de puestos ambulantes. Zigzaguearon unos cuantos puestos más y al fin Cur compró un broche de carludio biselado que fotografió con su ojo izquierdo para el archivo futuro antes de colgarlo de su oreja, desnuda sin censura. Ailia se miró unos instantes en el broche y tras comprobar que su peinado se mantenía estable, se despidió de Cur y desapareció en una silenciosa planeadora oscura que se alejó tan rápido como se había hecho visible. Cur volvió sobre sus pasos, que al verse duplicados lloraron a moco tendido por haber perdido su cotización de piezas únicas. De uno de los puestos ambulantes escapaba la banda sonora de un sonido silencioso. 




un asunto provisional by josé alias is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 4.0 Internacional License.

5 comentarios:

  1. "El dulce mosto fermentó y al abrir la botella flashhhh!!!! explotó sobre el suelo de mármol"

    Algo está a punto de fermentar









    ResponderEliminar